Salud

¿Está tu cuerpo advirtiéndote con estas primeras señales de diabetes?

Incluso cuando piensas que estás sano, ciertas condiciones de salud pueden acercarse sigilosamente. A menudo tiendes a ignorar estos signos o sigues adelante sin sentir nada, pero no tiene sentido darse cuenta cuando las situaciones empeoran.

Hay síntomas que no se pueden ver rápidamente durante el inicio de la diabetes en algunas personas. No siempre se trata de la adicción al azúcar o al aumento de peso. Las personas ya están demasiado enfermas para funcionar antes de darse cuenta de que están enfermas.

Esta enfermedad no puede discriminarse con la edad, por lo tanto,  podría afectar a cualquier persona que conozcamos. Ten cuidado con estas señales que afectan a tu cuerpo:

  1. Orinar con frecuencia.

¿Vas al baño más de lo normal? ¿Tomas muchos descansos en el baño regularmente? Si hay un exceso de azúcar en la sangre, el cuerpo tratará de eliminarlo. Esto significa que al cuerpo se le está haciendo difícil descomponer los alimentos que comemos.

  1. Pérdida de peso.

Si hay una depreciación repentina del peso sin haber cambiado tu apetito, es probable que tengas diabetes. Cuando las calorías no están siendo absorbidas correctamente por el cuerpo, perdemos peso.

  1. Las heridas sanan lentamente.

Un signo de diabetes es cuando los cortes o moretones toman mucho tiempo en sanar. Esto se debe a que el sistema inmune del cuerpo se reduce, por lo que hay un flujo sanguíneo lento al sitio de una herida.

  1. La sed o el hambre aumenta.

Cuando pierdes fluidos corporales por orinar frecuente, la sed aumenta naturalmente. Esto te hace sentir reseco a menudo. Como el cuerpo no puede procesar los azúcares correctamente, hay hambre todo el tiempo.  También podrías tener punzadas de hambre durante la noche.

  1. Decoloración de la piel.

Un síntoma de resistencia a la insulina es cuando hay una pigmentación oscura en la ingle, la axila o la parte posterior del cuello. Si estos parches se sienten aterciopelados y son oscuros, consulta a un médico.

  1. Letargo frecuente.

La pereza en las tardes podría ser más que una digestión lenta. Podrías tener un problema de azúcar en la sangre si sientes la necesidad de tomar demasiadas siestas. El cuerpo no tiene suficiente energía para funcionar y, por lo tanto, te enfrentas a la fatiga.

  1. Problemas de la vista.

Tu visión puede volverse borrosa si hay acumulación de glucosa en los ojos. Puede haber un cambio de forma y el exceso de líquido hace que el cristalino del ojo se hinche. Las cosas pueden volver a la normalidad una vez  tratado este problema.

  1. Las extremidades tienen sensaciones de hormigueo.

Puede haber entumecimiento u hormigueo en los pies debido a daños en los nervios. Esto ocurre cuando los niveles de azúcar en la sangre se disparan.

  1. Las encías sangran y se infectan.

Una mayor cantidad de bacterias se alimentan del azúcar elevado en el sistema. La boca es un caldo de cultivo. El uso de hilo dental o el cepillado intenso puede causar sangrado en las encías, y como las heridas tardan más en sanar, existen posibles infecciones que surgen de esta práctica.

¿Sorprendida de conocer estos síntomas poco conocidos de la diabetes? La enfermedad no tratada solo podría empeorar la situación, así que ten cuidado. ¿Conoces a alguien con tales síntomas?

Click to comment

Leave a Reply

Your email address will not be published. Required fields are marked *

This site uses Akismet to reduce spam. Learn how your comment data is processed.

Most Popular

To Top